Sacerdotes en EU amenazaban a sus víctimas con el infierno si no se dejaban tocar

• Fueron revelados más detalles sobre los abusos sexuales por parte líderes católicos en Pensilvania contra menores de edad.

Este jueves un jurado investigador reveló más detalles sobre los abusos sexuales cometidos por parte de sacerdotes católicos contra menores de edad en Pensilvania, Estados Unidos.

De acuerdo con el reporte, algunos curas amenazaron con el infierno eterno a sus víctimas para que se dejaran tocar y violar.

Respecto a algunos testimonios que se recabaron en la investigación, se reveló que un cura amarró con una cuerda a un joven dentro de un confesionario, para luego violarlo con un crucifijo de 18 centímetros al negarse a mantener relaciones sexuales.

Asimismo, un muchacho fue desnudado por cuatro sacerdotes y lo hicieron posar como Jesús en la cruz para tomarle fotografías.

Josh Shapiro, fiscal general de Pensilvania, dijo en una rueda de prensa que los “depredadores” en las diócesis utilizaron la fe como instrumento para cometer los múltiples abusos.

El martes, cuando brotaron las escandalosas revelaciones de abusos sexuales, se indicó que participaron en ellos 300 sacerdotes, sin embargo, solo dos fueron acusados por estos delitos, ya que más de 100 ya fallecieron.