Hasta un equipo de béisbol patrocinaba el acusado de ultimar a los sacerdotes en Chihuahua

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reveló que tras encontrar los cuerpos de los sacerdotes jesuitas ultimados a balazos en su propia iglesia en la tierra de Chihuahua, se investigará al presunto asesino ya que al parecer llevaba una vida de lo más normal.

Según lo revelado por el mandatario, los testigos que identificaron al autor material del triple homicidio, vivía como si nada a pesar de tener antecedentes criminales, incluso, era patrocinador de un equipo de béisbol.

El mandatario dijo que esto no puede ser posible sin la complicidad de algunas autoridades por lo que se investigará a fondo y se develará si había contubernio con figuras de poder público para proteger a este delincuente.

Finalmente, el mandatario federal negó que debido a los recientes acontecimientos se tenga planeado cambiar la estrategia de seguridad, ya que, afirmó, está dando resultados.

De acuerdo a las autoridades del estado de Coahuila, el presunto autor del triple homicidio de los sacerdotes jesuitas y de un guía de turistas es José Noriel Portillo Gil, alias “El Chueco» por el que ofrecen una recompensa de 5 millones de pesos.

Imagen