Perdió la vida con una apariencia y padecimientos de una mujer de 144 años pero sólo tenía 18

“Mamá, te amo. Tienes que dejarme ir”, le dijo la joven a su mamá antes de fallecer.

El pasado 17 de julio falleció Ashanti Smith en Reino Unido, una joven de apenas 18 años con una apariencia y padecimientos de una mujer de 144 años debido al síndrome de progeria de Hutchinson-Gilford, enfermedad que causó que la joven envejeciera prematuramente.

De acuerdo con medios internacionales, la joven padeció varias enfermedades tras el síndrome de progeria de Hutchinson-Gilford, como la artritis, insuficiencia cardíaca, ésta última fue la que acabó con su vida.

Phoebe Louise Smith, madre de la joven, dijo «ella era una típica chica de 18 años. Era brillante, y se animaba a decir lo que pensaba y todos lo sabían. Por eso también la adoraban».

“La vida de Ashanti fue una alegría. Aunque la progeria afectó su movilidad, no alteró nada más. Era una típica chica de 18 años y yo amaba todo de ella. Ella era brillante. No afectó su corazón, su fuerza de voluntad o la forma en que se sentía consigo misma; se sentía hermosa todos los días. Me aseguré de ello”, agregó Phoebe.

“Mamá, te amo. Tienes que dejarme ir”, recordó la madre de la joven para Daily Mail.

Mamá, te amo. Tienes que dejarme ir”: el conmovedor caso de la adolescente de 18 años que murió como si tuviera 144 – Prensa Libre

Reino Unido, joven muere por envejecimiento prematuro | Actualidad.es