Bloqueó la UIF a criminales internacionales que operaba en la zona turística de Nayarit

Modificaban cajeros automáticos para sustraer el dinero de los usuarios.

La Unidad de Inteligencia Financiera, informó que se bloquearon 79 cuentas bancarias de mexicanos y rumanos que operaban una red de criminal dedicados a clonar tarjetas y manipular cajeros automáticos que operaban principalmente en la Riviera Maya pero que habían extendido sus operaciones a Puerto Vallarta y la Riviera Nayarit.

De acuerdo a la información publicada por el titular de la UIF, Santiago Nieto, se ejecutó la investigación Operación Caribe, en la que se involucraron tanto la Unidad de Inteligencia Financiera, el Centro Nacional de Inteligencia y Seguridad Ciudadana así como el FBI de los Estados Unidos.

La organización criminal, se dedicaba a alterar cajeros automáticos en zonas turísticas, instalaban dispositivos para sustraer los datos de las tarjetas bancarias para posteriormente extraer efectivo.

Las investigaciones se centraron en estudiar el movimiento de dinero internacional de las cuentas. Se analizaron un total de 277 operaciones bancarias inusuales de montos de hasta 337,5 millones pesos (unos 16,5 millones de dólares) y se analizaron otros 520 reportes de operaciones relevantes por más de 125,5 millones de pesos (algo más de 6 millones de dólares) en transferencias internacionales. Además, la red emitió 1.834 cheques de más de 150 millones de pesos (7,36 millones de dólares) y recibió otros 700 por sumas similares.

El Gabinete de Seguridad proporcionó a la UIF varios informes de inteligencia elaborados durante meses. En ellos se detallaba la actividad de los principales líderes, operadores financieros, familiares, empresas, abogados, así como de diversos servidores públicos que operan en las redes de corrupción que favorecían el duplicado de las tarjetas y el robo de sus datos.

Con la ayuda del FBI se logró ubicar a un gran número de integrantes del grupo criminal, así como a sus mayores operadores financieros y empresas utilizadas en el blanqueo de capitales.

Con información de El País