Magistrado confirma libertad de ex director del penal Pavel Valdez; supera encubrimiento de secuestro

Sala Unitaria del Tribunal Superior de Justicia ratifica falta de condiciones para procesar a Pavel...

El magistrado de la Segunda Sala Unitaria del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), Francisco Javier Rivera Casillas confirmó una resolución del Juzgado Segundo Penal de Tepic de auto de libertad por falta de condiciones para procesar a favor de Pavel Emilio Valdez Balbuena, por el delito de encubrimiento de secuestro agravado.

El fallo fue dictado la semana pasada en el toca penal 22/2020, en razón de la apelación de la agencia del Ministerio Público que se inconformó con el auto de libertad dictado en el proceso 19/2019, en cumplimiento de un amparo.

Mientras la agencia ministerial consideró que el juez no valoró en su totalidad las pruebas que sirvieron para acreditar el cuerpo del delito y responsabilidad de Valdez, puesto que el amparo no fue liso y llano, la resolución confirmatoria señala que no se precisó cuál era la conducta delictiva atribuida al ex director de la penal y ex director de Averiguaciones Previas de la entonces Procuraduría General de Justicia en el gobierno pasado.
Se insistió que hubo una falta para precisar hechos concretos de Pavel Emilio Valdez, por lo que a la Sala Unitaria le resultó imposible suplir la deficiencia.

La agencia del Ministerio Público debió “establecer con qué medios de pruebas de los que se allegó servían para acreditar tales extremos, desde luego, mediante una valorización de las mismas, con el objeto de precisar objetivamente la conducta típica atribuida y no así en sustentación generalizada, cuyas omisiones no pueden ser subsanadas por esta autoridad Judicial…”
La sentencia de Rivera Casillas considera que sí es fundada y motivada la resolución del Juzgado Penal y que no hubo un exceso.
El fallo de la segunda instancia precisa en una de sus partes:
“Se decreta auto de libertad por falta de condiciones jurídicas para procesar a favor de Pavel Emilio Valdez Balbuena, en la comisión del delito de encubrimiento de secuestro agravado que se dijo cometido en agravio de Agustín Magallanes Paz, por lo que se ratifica el oficio de libertad…”

El caso Magallanes, al que se han referido diversos medios de comunicación, describe la privación ilegal de la libertad de la que fue objeto en abril del 2012, interceptado por policías encapuchados que lo trasladaron a la hoy Fiscalía General del Estado, donde fue torturado, con tal de que firmara una cesión de derechos a favor del ejido La Peñita de Jaltemba, municipio de Compostela, correspondiente a cinco mil 750 metros cuadrados que se ubican a la altura del kilómetro 91 de la carretera que conduce a Puerto Vallarta, con el argumento de que había sido una promesa de campaña de Roberto Sandoval.

“En lo que a mi respecta, no es cierto lo que me imputan. Es totalmente falso”, expresó Valdez Balbuena el 28 de octubre del 2019 durante la audiencia de declaración preparatoria ante el Juzgado Penal, horas después de haber sido aprehendido.
Aunque inicialmente se le dictó formal prisión, cuatro meses después se decidió su libertad –ahora confirmada- al decretarse la ya explicada falta de condiciones para procesar, en acatamiento del amparo 1156/2019 del Juzgado Cuarto de Distrito.
El asunto es uno de tantos despojos que se atribuye al ex fiscal Édgar Veytia.

* Esta información es publicada con autorización de su autor. Oscar Verdín Camacho publica sus notas en www.relatosnayarit.com