Estos son algunos de los tesoros prehispánicos que no están en México

En los últimos días, el Penacho de Moctezuma ha dado de qué hablar, la histórica pieza quiere ser recuperada por el Gobierno de México.

Los especialistas han descartado que el emblemático Penacho de Moctezuma pueda regresar a nuestro país debido a su frágil estado de conservación.

De acuerdo con GQ, muchos objetos históricos de la cultura mexicana se encuentran divididos en museos de todo el mundo.

A continuación te presento algunos de los tesoros históricos que no están en México:


Códice Borbónico: Considerado una pieza clave para entender el calendario maya, este códice mexica precolombino está hecho en papel de amate y estuvo en España hasta la Guerra de Independencia, después llegó a Francia donde forma parte de la Biblioteca de la Asamblea Nacional de París en 1826.

El códice está formado por cuatro partes: el tonalpohualli, que es el calendario adivinatorio de 260 días, la asociación de los nueve Señores de la Noche, una relación de fiestas de los 18 meses que conformaban el año azteca y las fechas durante un período de 52 años.


La serpiente azteca de dos cabezas: Esta es una de las piezas más famosas que se pueden encontrar en el Museo Británico de Londres. La serpiente fue tallada en madera de cedro y decorada con turquesas y conchas de color rojo.

Es una pieza pectoral que se cree que pudo haber sido utilizada en distintos ritos y ceremonias importantes, ya que los mexicas consideraban que las serpientes eran criaturas que conectaban al mundo de los vivos con el inframundo, el agua y el cielo.


Máscara de Tezcatlipoca: Esta pieza elaborada en el siglo XV, se trata de un cráneo humano que fue intervenido para convertirlo en un ornamento para la espalda, usando turquesas y piel de ciervo para cubrirlo, los ojos de la pirita pulidad con detalles de concha blanca y en la nariz se usaron conchas de color rojo.

Se dice que esta máscara se encuentra en el Museo Británico de Londres, representaba a Tezcatlipoca, el Señor del cielo y de la tierra, y de origen de felicidad y poder.


Máscara de Quetzalcóatl: También se encuentra en el Museo Britanico de Londres, es una increíble pieza en honor al dios de la lluvia, Tlaloc. y este tesoro presenta dos serpientes entrelazadas con mosaicos de turquesa colocados sobre una base de madera, y dientes de concha y resina.

Data de entre 1400 y 1521 d.C y se cree que fue otro de los regalos de Moctezuma a Hernán Cortés.


Nican Mopohua: Este documento escrito a mano está considerado como uno de los primeros escritos en los que se registra la aparición de la Virgen de Guadalupe a Juan Diego en 1531. El delicado documento está escrito en náhuatl y se dice que formaba parte de un libro llamado Huei tlamahuicoltica (El gran suceso). Una de sus copias más antiguas data de 1556 y actualmente se encuentra en la Biblioteca Pública de Nueva York.