Carlos «El Mini» López, el albañil que construyó un campeonato mundial

• El joven boxeador recién coronado campeón mundial juvenil, ha tenido que luchar y sacrificarse para lograr poco a poco sus sueños.

Por Jesús Flores.- Carlos «El Mini» López está acostumbrado a construir paredes y techos en su labor como albañil, y como boxeador, construyó un campeonato mundial a base de sacrificio y duros entrenamientos, que seguramente le abrirá muchas puertas.

«Se siente muy bonito porque cumples con uno de tus objetivos, no todo el trabajo es en vano. Para salir adelante, se ocupan muchas ganas, mucha disciplina, entrenamiento en la mañana, en la noche», dice un sereno «Mini» López para las cámaras de 8NTV, quien sostiene el cinturón que le ganó hace unos días al estadounidense Breenan Macías.

«Es una alegría muy grande el saber que soy el primero en Bahía de Banderas en ser campeón Mundial Juvenil», añade con orgullo sobre su municipio.

Y el actual monarca juvenil, tiene autoridad para hablar sobre el esfuerzo que se necesita para ser alguien en el pugilismo, pues a la par de trabajar en la construcción en su natal San Juan de Abajo, también entrenaba duro para ser trascendente en el pugilismo.

Pero tiene motivos para dejarlo todo, a pesar de terminar agotado al final del día, pues su campeonato mundial contó con un impulso para llegar a la victoria.

«Va dedicado a mi familia, a mi mujer, mis patrocinadores, que ellos desde que yo he comenzado en mi carrera profesional me han estado apoyando, me han estado echando la mano, no se diga mi entrenador, mi manager que estuvieron ahí también desde siempre apoyándome y no se diga toda la gente que estuvo apoyándome de Nayarit», menciona el aún joven boxeador.

En los próximos días, Bahía de Banderas espera recibir a su campeón, de ahí “El Mini” tiene contemplado regresar a las obras y trabajar junto a su padre. En cuanto a su título ya piensa defenderlo, si es posible en este año, y claro, continuará entrenando para estar listo en cualquier oportunidad.