Lozoya tiene seis meses para probar corrupción contra Peña Nieto y miembros de su gabinete

El exdirector de Petróleos Mexicanos (PEMEX) Emilio Lozoya Austin, tiene seis meses como máximo para denunciar, declarar y entregar evidencia suficiente a la Fiscalía General de la República (FGR) contra Enrique Peña Nieto y miembros de su gabinete, que presuntamente conformaron una red de corrupción en la que él fue utilizado y con la que cometieron varios delitos.

En caso de no conseguirlo, Lozoya será acusado y llevado a juicio por los presuntos sobornos de más de 10 millones de dólares que adquirió de las empresas Odebrecht y Altos Hornos de México antes y durante su paso como director de Pemex.

Un juez Federal determinó que había evidencia inicial suficiente para vincularlo a proceso por lavado de dinero, cohecho y asociación delictuosa en ambos casos, y pidió un plazo de seis meses para que concluyan las investigaciones antes de llegar al juicio.

Durante ese tiempo, los fiscales de la FGR, tendrán que reunir la evidencia que permita cerrar la acusación en contra del exfuncionario y buscar una condena; en el mismo lapso Lozoya podría reunir elementos en su defensa y probar ante el juez su inocencia.

Sin embargo, el plan de Lozoya es obtener el perdón de la Fiscalía antes de su juicio, y, para ello, es la obtención de lo que la ley denomina criterio de oportunidad, que consiste en denunciar y aportar información de un delito más grave que el que se le imputa.

Con información de Animal Político