Casetas tomadas en Nayarit han perdido 2 mil millones de pesos

En Nayarit desde hace varios meses, la mayoría de las carreteras de cuota tienen sus casetas tomadas de manera ininterrumpida, tanto de día como de noche; los “protestantes”, no tienen alguna demanda específica o petición concreta, y se apropian del peaje.

De acuerdo al reporte elaborado por el analista de seguridad Alejandro Hope para el periódico El Universal, en México, el bloqueo de una carretera o la toma de una caseta no es algo inusual.

Sin embargo, afirma que en Nayarit el asunto no es normal, ya que se trata de varias casetas tomadas en la misma carretera; no es de horas o días, sino de meses y las personas que toman la caseta no se identifican como parte de algún grupo social, ni parece que defiendan una causa distinta a sacarle dinero a los automovilistas.

A principios de este año, un grupo de ejidatarios tomó diversas casetas protestando por lo que consideraban una compensación insuficiente por parte del concesionario y de las autoridades.

Según la Asociación de Concesionarios de Infraestructura Vial, la toma de las casetas en Nayarit ha provocado una pérdida de 2 mil millones de pesos en peajes no cobrados y 300 millones de pesos en impuestos y derechos.

A pesar de esta situación, no parece haber reacción de las autoridades federales; la Guardia Nacional no ha acudido para garantizar la operación correcta de las casetas.