Vivió un infierno de 10 años; A María la violaban su padrastro y su madre

* Desde los cinco a los 15 años, fue víctima de abusos sexuales, era grabada y obligada a grabar durante el acto. El estremecedor caso ocurrió en Compostela.

Por diez años “María” vivió un infierno; una adolescente de Zacualpan, Compostela, fue abusada por su padrastro, y todo inició con tocamientos en sus partes íntimas, hasta subir de tono y en los últimos años llegar a la penetración vaginal.

Ella no tuvo apoyo en su madre, quien también participó en estos abusos, en los que la menor fue grabada.

Angélica Nathaly González, Ministerio Público de la Unidad Especializada en Delitos Sexuales y Trata de Personas, refiere que “el padre y la madre sostuvieron relaciones sexuales y obligaron a la menor ofendida a que los grabara, cuando ellos estaban sosteniendo este acto sexual”, además de violentarla física y moralmente.

La Agente del Ministerio Público adscrita a Delitos Sexuales de la Fiscalía General de Nayarit señaló que ya se ha judicializado este caso, en el caso del padrastro por violación agravada y la madre por corrupción de menores.

Sin embargo, los especialistas de la corporación trabajan para acreditar un delito mayor: trata de personas, por el almacenamiento de estos vídeos, en el que vulneran la integridad de una menor, contenidos en varias memorias SD localizadas tras un cateo al domicilio.

Actualmente la adolescente es resguardada por el delegado de la defensa del menor de Compostela, y fue ella misma quien denunció los abusos que sufrió de parte de su padrastro y su madre.

“La Fiscalía por el momento pide sean vinculados a proceso estas dos personas, para poder seguir con la investigación, ya más adelante, si es vinculado a proceso estas dos personas se solicitará sentencia condenatoria”, menciona la Agente del Ministerio Público, Angélica Nathaly González.

La pena por el delito de violación agravada en Nayarit, se castiga desde 10 hasta 30 años de prisión.