Feminicida de la niña Giselle abusó de ella y la mató el mismo día de su desaparición

Fue abusada sexualmente la niña Giselle, secuestrada en Chimalhuacán, Estado de México, el pasado 19 de enero, y que fue hallada muerta días después.

Esto de acuerdo a lo declarado por Roberto “N”, el feminicida confeso, de la menor durante su primer audiencia. En la audiencia dijo que abusó y asesinó a la menor el mismo día de su desaparición.

El agresor es dueño del ciber café al que acudió Giselle el día que se le vio con vida por última vez. Roberto dijo que la pequeña llegó al local para rentar un equipo y él la invitó a pasar a su casa, conectada con el ciber café, en donde le invitó un refresco.

En ese lugar, Roberto habría sometido a Giselle, y la llevó a su recámara para violarla.

En la declaración realizada, el feminicida dijo que, una vez cometido el abuso sexual,  golpeó a Giselle en el estómago, y le tapó la boca con la mano derecha hasta asfixiarla. El cadáver de la menor quedó tendido sobre la cama.

Para desaparecer el cuerpo, Roberto habría subido el cadáver de la menor a la cajuela de su coche, y lo llevó a Ixtapaluca, en un paraje con poca luz.

A metros del cadáver de Giselle, Roberto dijo haber tirado pruebas como un condón, almohadas, una colchoneta, y papel higiénico; esperaba que estos no fueron localizadas.

El cuerpo de Giselle fue encontrado el pasado jueves 24 de enero, el día de ayer lunes 28 de enero fue despedida por sus familiares en un cementerio de Ixtapaluca.