Con 87 años Doña Luz perdió su casa; su hijo y nieta le ganaron ante el juez

Ciudad de México.- Doña Luz María González Landero de 87 años de edad, está en una situación impensable para una persona de su edad. Un juez ordenó que fuera desalojada de su vivienda, en una colonia popular de Xalapa, por un juicio de acción plenaria ganado por su hijo y su nieta.

Por años la señora Luz María trabajó para edificar su vivienda. Se dedicó por mucho tiempo a la crianza de cerdos, oficio que prendió de su madre, juntas pusieron un depósito de venta de petróleo. Con eso sacó adelante a sus cuatro hijos.

Doña Luz tiene dificultades para caminar, una ceguera parcial y la degeneración natural que presenta por su edad.

En estas condiciones recibió la notificación del Juzgado Segundo que ordenaba el desalojo porque aparentemente hace tiempo cedió 32 metros cuadrados de vivienda a su nieta.

Aunque ella dice no recordar este episodio, el documento sostiene que plasmó sus huellas digitales en dicha cesión.