Queman vivos a dos supuestos “robachicos” en Puebla, pero eran inocentes

• Autoridades informaron que los fallecidos eran campesinos y no participaron en ningún delito.

Dos campesinos en Puebla murieron al ser quemados vivos por habitantes del municipio de Acatlán de Osorio, quienes los acusaron de intentar robarse a dos niños.

La Fiscalía General de Puebla informó tras investigar el suceso, que los dos fallecidos no habían cometido delito alguno.

“De manera preliminar se descarta que los occisos hubieran participado en algún delito, presuntamente se dedicaban a las labores del campo”, señala un comunicado de la fiscalía.

Trascendió que los enardecidos pobladores propinaron una golpiza a las víctimas, quienes fueron rescatadas por la Policía Municipal para llevarlos a los separos.

La turba, acudió hasta las celdas y sacaron a los campesinos, para nuevamente golpearlos, amarrarlos y rociarles gasolina para prenderles fuego.

No conforme con ello, el suceso fue grabado y el vídeo se compartió en redes sociales; reportes de prensa señalan que los occisos fueron identificados como Alberto Flores Morales y Ricardo Flores Rodríguez, de 53 y 22 años respectivamente, y quienes serían padre e hijo.

Policías municipales fueron detenidos por entregar a los dos campesinos a los enojados pobladores.

Autoridades han abierto una carpeta de investigación por el delito de homicidio calificado contra los participantes en el linchamiento.

La zona rural de Puebla ha presentado múltiples linchamientos contra supuestos delincuentes. Según el diario El Universal, han habido casos de este tipo durante 2018 en los municipios de San Martín Texmelucan, Juan C. Bonilla, Yehualtepec, Tlacotepec de Benito Juárez y San Miguel Canoa.