Sin pretexto, el Festival Letras Tepic debe continuar

• Frente a la impresionante y dolorosa racha de violencia o la tentación de las drogas que cada vez va en aumento, una forma de contrarrestarlo puede ser acercando la cultura a la población.

Foto: Denisse Rivera • NTV

Tepic.- La tercera edición del Festival Letras Tepic, con el nombre del poeta de Acaponeta, Alí Chumacero, concluyó la noche de este lunes cinco y con ello habría que añadir que la ciudad y el estado espera el Festival del próximo año y para siempre.

No puede haber pretexto: el Festival Letras debe continuar año con año.

Respaldado en esta ocasión por el Gobierno del Estado, la Universidad Autónoma de Nayarit, el Ayuntamiento de Tepic, el Festival debe ir transitando para convertirse en un producto de los habitantes del estado y que obligue a su realización, esté quien esté al frente de los gobiernos.

El Festival Letras anima mucho a los creadores nayaritas, a los jóvenes, pero también nos trae a escritores que desde provincia no siempre resulta fácil acceder a ellos, tenerlos cerca y escuchar que reciten sus obras. Y además, gratis.

Un dato más: frente a la impresionante y dolorosa racha de violencia o la tentación de las drogas que cada vez va en aumento, una forma de contrarrestarlo debe ser acercando la cultura a la población.

No hace mucho tiempo leí que cuando inició la Feria Internacional del Libro, en Guadalajara, muchos pronosticaban su fracaso, más sin embargo ahora es uno de los referentes más importantes de América Latina.

El Festival Letras Tepic llegó y debe quedarse. En reciprocidad, lo mínimo que nos toca hacer es llenar los escenarios y, en la medida de las posibilidades, comprar un libro durante los eventos.

Y si de llenar los escenarios se trata, la tarde de este lunes las butacas fueron insuficientes para escuchar al escritor Alberto Ruy-Sánchez y a la cantante Sasha Sokol, durante la recitación de varias obras del primero.

Por cierto, Sasha contó que su casa en la Ciudad de México es vecina de donde vivió Alí Chumacero y, también, del otro lado, vecina de una hija del escritor.

Sasha, por supuesto, provocó que muchas personas la buscaran para tomarse una fotografía con ella.

Y ya por último e insistir que el Festival Letras Tepic debe continuar, hay que añadir que algo debe estar haciendo la nayarita Lorena Elizabeth Hernández para que todo esto sea posible.

Más que bien por Lorena.

* Esta información es publicada con autorización de su autor. Oscar Verdín Camacho publica sus notas en www.relatosnayarit.com