Londres.- La imagen de un rinoceronte negro muerto y con los cuernos arrancados fue elegida la noche del martes 17 de octubre como la fotografía de naturaleza del año 2017 en el Museo de Historia Natural de Londres.

Brent Stirtón es el fotógrafo ganador del premio, pues el jurado elogió el haber representado de forma “casi majestuosa” una trágica escena.

La fotografía fue calificada como un símbolo de uno de los crímenes contra la naturaleza más derrochadores, crueles e innecesarios, misma que lleva el nombre de “Memorial to a Species” que en español significa “homenaje a una especie” y se tomó en una reserva natural en Sudáfrica.

Los rinocerontes son cazados por furtivos porque a sus cuernos se les atribuyen presuntas propiedades medicinales en algunos países, sobre todo en Asia.

Expertos y aficionados de la fotografía de 92 países compitieron enviando sus capturas de cámara, sumando casi 50 mil imágenes.

La fotografía del rinoceronte será expuesta a partir del viernes junto a otras 99 en el museo londinense.

Déjanos tu opinión:
Compartir